De Tae Kwon Do y más, por SBN Yuri LópezGallo



John Ree y Mohamed Ali. Foto: Twitter

Yuri LópezGallo 01/12/2021   05:44 p. m. Opinion-






Mohamed Ali, El Mejor Boxeador de la Historia era Cinta Negra en Taekwondo

 

El más grande campeón de boxeo de peso pesado de todos los tiempos fue en su momento un apasionado practicante y luego promotor del Taekwondo.




En su búsqueda permanente de mejorar sus habilidades y de aprender nuevas técnicas de combate que pudieran ser aplicables en el combate de boxeo, Mohamed Ali se acercó a un maestro coreano reconocido como el “padre del Taekwondo en Estados Unidos”, estoy hablado del maestro John Ree. Con quien el boxeador entrenó no solo sus técnicas de puños, sino también técnicas de pateo, sobre el entrenamiento de Taekwondo, Mohamed Alí expresó:

“El Maestro Rhee me enseñó "Accu-Punch", ¡Es tan rápido que apenas puedes verlo!, otro golpe que aprendí del Maestro Rhee fue el "backfist", que es similar al jab de un boxeador, pero lanzado desde un ángulo diferente”.

Pero Muhamed Alí no solo fue practicante de Taekwondo, también fue un promotor del arte marcial de Corea:

En una visita realizada por el gran campeón de boxea al Kukkiwon, el 28 de junio de 1976, solo dos días después de haber realizado una pelea de exhibición en el Kodokan en Tokio, contra el luchador japonés Antonio Inoki, Mohamed Alí recibió de manos del presidente del Kukkiwon y de la WTF, el doctor Un Yong Kim, un certificado de grado Dan honorario y un uniforme de Taekwondo, hecho que se convirtió en una noticia a nivel internacional.

Esto formaba parte de una campaña de promoción impulsada desde la WTF por el mismo doctor Kim, quien pensaba que asociar a grandes celebridades de talla internacional con el Taekwondo era “una gran manera de promover la legitimidad y superioridad del Taekwondo sobre los otros artes marciales.

En el caso de Mohamed Alí, una declaración del gran campeón probo que Kim tenía razón, en una entrevista se dio la siguiente declaración:

Entrevistador:

—¿Qué arte marcial crees que es el mejor Mohamed?

Mohamed Alí:

—Sin duda el Taekwondo es el arte marcial más fuerte, tiene el entrenamiento más completo, ningún arte marcial puede competir con él… ¡Antonio Inoki estaba tan asustado de mi Taekwondo que cayó de espaldas ante él! Bromeo Alí.

Con este chiste Mohamed Alí hacía referencia a una extraña pelea que sostuvo contra el luchador japonés Antonio Inoki, el 26 de junio de 1976, una especie de antecedente para las artes marciales mixtas que presentaba la contienda entre el más grande campeón de boxeo contra un gran luchador de Japón.

 

Muhammad Ali bromea con Antonio Inoki. Foto: superluchas.com

 

Las reglas del combate entre Alí e Inoki aún en nuestros días generan grandes dudas, ya que existen diferentes versiones que afirman que mientras que el japonés buscó desde el inicio un verdadero combate entre ambas disciplinas donde se permitiera el uso de todo el arsenal técnico de las artes marciales, Mohamed Alí y su equipo buscaban que la pelea fuera una coreografía similar a las de la lucha libre, sea como fuera las reglas de la contienda nunca fueron claras, al final y después de ver el combate, parece que Mohamed Alí podía boxear e Inoki solo podía realizar patadas, derribes y golpes con la mano abierta.

Las únicas reglas claras fueron las siguientes:

-La pelea podía ser ganada o por KO o por toque de espaldas de 3 segundos en la lona

-Al tocar las cuerdas se debía romper las llaves y se reiniciaba el combate con los peleadores de pie en el centro del ring

Así que, aunque parecía dispuesto para un excelente espectáculo de combate, pero se convirtió en una pelea para dejar en el olvido, debido a que las extrañas reglas obligaron al luchador a japonés a implementar una aburrida (y extraña) estrategia durante la mayoría de los 15 rounds del combate:

Lanzar patadas bajas hacía Mohamed y caer al piso esperando tendido boca arriba a que Alí fuera al piso, algo que obviamente el boxeador no hizo y lo obligo a limitar el combate a pisotones y patadas al luchador que lo esperaba en el piso.

Lo único memorable del combate para los amantes del Taekwondo es que el GM John Ree, quien entrenaba a Alí en Taekwondo, estaba presente en la pelea, y le indicó a Alí realizar defensas bajas para evitar que Inoki lo pateara en las piernas.

Más allá de esto la “pelea” fue un tristísimo espectáculo. Se dice que las patadas que Inoki asestó a Alí lo llevaron al hospital y que incluso, Alí sufrió una terrible infección que lo acercaron a la amputación de una de sus piernas, afortunadamente esto no sucedió, pero Alí obtuvo desafortunadamente resulto con secuelas en las piernas, las cuales lo acompañaron para toda la vida.

 

Muhammad Ali observa caer a Antonio Inoki. Foto: watchwrestlingnews.com

 

A pesar de todo lo anterior, Mohamed Alí y Antonio Inoki al final del combate se convirtieron en amigos, lo que quedo demostrado cuando 22 años después de su pelea, Mohamed Alí viajó hasta Japón para acompañar a Inoki en su lucha de retiro, al fin de la pelea, Alí subió al cuadrilátero, abrazo a su amigo y pronunció las siguientes palabras:

“Era 1976 cuando pelee contra Antonio Inoki en el Budokan. En el ring fuimos duros oponentes. Después de eso, construimos amor y amistad sobre el respeto mutuo. Ahora que Antonio se ha retirado, me siento un poco menos solo. Es un honor para mí estar en el ring con mi amigo después de veintidós años. Nuestro futuro es brillante y esclarecedor. Antonio Inoki y yo pusimos nuestro empeño en hacer la paz en el mundo a través de los deportes, para demostrar que hay una sola humanidad a pesar de las diferencias sexuales, de raza o culturales​!

Así que, a pesar de todo, algo bueno salió de ese encuentro.

 

Foto: blogtalkradio.com

 



Yuri LópezGallo

Licenciado en mercadotecnia por azar, especialista en publicidad por una beca, maestro en Administración porque ¿por qué no? , Doctorando en Educación por terquedad, Cinta Negra 6to Dan en Taekwondo por voluntad y crossfitero solo por gusto…

Publicaciones recomendadas