Pumas y su camino cuesta arriba



Foto: tvazteca.com

Redaccion 25/04/2022   10:16 a. m. Deportes-Futbol






Mientras la liga estadunidense de futbol (MLS) alienta y apoya de todas las formas posibles al Seattle Sunders hacia la final de la Concachampions, a los Pumas de la UNAM los succiona la cubeta de cangrejos. Los auriazules son un equipo de bajo presupuesto –el lado opuesto del Monterrey, último representante del balompié mexicano en el Mundial de Clubes–, por ello requería por lo menos algún gesto de solidaridad de la Liga Mx; no obstante, han transitado por una ruta complicada hacia su histórica cita.

La MLS movió fechas y allanó la ruta del Sunders, que este miércoles visita a los Pumas en la final de ida; en contraste, el equipo del Pedregal ha tenido que afrontar un mes de abril saturado de partidos, siete juegos –entre liga y Concachampions– antes de recibir la final de ida. Luchar en dos frentes lo ha hecho trastabillar en el Clausura 2022, donde dramáticamente perdió posiciones. Al partido llegará tras el revés ante Chivas, aunque Seattle también tropezó frente al San José Earthquakes.




Tal desgaste no augura mucho éxito en el torneo internacional. La esperanza e ilusión de jugadores, directivos y aficionados para conquistar el cetro estriba tan sólo en la garra y el corazón que el equipo ha esgrimido en momentos críticos. Requiere todo el temple y experiencia del técnico Andrés Lillini, en cuyo entorno desde hace rato sólo se escucha el zumbido de presuntas ofertas, lo persiguen como abejas a la miel por el prestigio ganado luego de debutar a 14 canteranos en un lapso de dos años.

El plantel es reducido y cobra especial relevancia el manejo que Lillini ha hecho de los foráneos, sacándoles máximo provecho. Interrogantes en el aire: ¿el técnico se quedará, hay dinero para retenerlo?, ¿los extranjeros a préstamos saldrán… y el portero Alfredo Talavera? La afición sólo tiene en claro su determinación para alentar y se volcó desesperada en pos de un boleto; sin embargo, la inmensa mayoría quedó frustrada y derramó bilis en redes sociales porque la reventa acaparó todo en cuestión de minutos.

Poco se puede esperar del partido que el Tri sostendrá el miércoles en Florida ante la Guatemala de Luis Fernando Tena. El tiempo hacia Qatar es corto y se desperdicia otra oportunidad para hacer un ensayo más serio y formal con Marcelo Flores (Arsenal). La selección hace rato que está acéfala, Gerardo Tata Martino sigue con problemas en el ojo derecho… Sea como sea, los federativos y las televisoras están felices con el boleto al Mundial, era lo realmente importante para avanzar en sus negocios.

Empezó la etapa emotiva del certamen de liga. Quien no vio lo anterior no se perdió de nada, si acaso del drama de los directores técnicos y el dantesco episodio del 5 de marzo en el estadio La Corregidora. Como manzanas maduras cayeron los estrategas de San Luis, Necaxa, Querétaro, Santos Laguna, Monterrey, Mazatlán, América, Chivas y León. Las directivas no invierten en jugadores ni en fuerzas básicas, pero exigen como el que más. A Ariel Holan se le rompió el vestidor al congelar a un mandón como es Luis Chapo Montes.

Ricardo Ferretti, en tanto, sólo dio una certeza a la directiva de Bravos: volver a hacer un pago multimillonario por ser últimos en la tabla de cocientes. Ignacio Ambriz, técnico del Toluca, camina en la cuerda floja; quiso cambiar el estilo de juego de los Diablos, pero nada le resultó y Valentín Diez quizá también deba pagar multa… La emoción está en la parte alta, América dio cuenta de Tigres y, pese a desperdiciar dos tercios del torneo, ligó seis triunfos que tienen ilusionados a sus fans. Otros como el Necaxa, también van al alza.

La rama femenil luce inalterable con la primacía de los equipos regiomontanos. El campeón Monterrey es líder inamovible, las Chivas y Tigrillas se alternan como escoltas, y nadie puede descartar en la lucha por el cetro al América, Pachuca y Atlas. Los equipos femeniles han ganado a pulso su lugar en el escenario, por lo que resulta injusto ver que las directivas están regresando los partidos a las canchas de entrenamiento e implementan otra modalidad para transmitir sus juegos.

 

 

Marlene Santos Alejo | La Jornada